Perder una pieza dental es una situación bastante molesta que no solo afecta a la autoestima, sino también a la salud bucal, al evitar el correcto masticado de los alimentos y menoscabar la estructura dental.

Pero, gracias al desarrollo de las técnicas odontológicas enfocadas en la sustitución de dientes, cada vez hay más opciones para recuperar la sonrisa y uno de los procedimientos más aplicados en los últimos años es la aplicación de implantes.

Nosotros te recomendamos visitar odontólogos especializados en implantes dentales en que te pueden ayudar a resolver este problema y que además te orientarán según las condiciones de tu situación bucal.

Algunas complicaciones de los implantes

Las ventajas de solicitar a un especialista un implante son numerosas pero, como todo procedimiento quirúrgico, tiene sus riesgos, sobre todo si no se siguen las medidas de cuidado recomendadas por el odontólogo.

Aunque este tratamiento suele tener una tasa de éxito del 95%, las complicaciones más comunes que se pueden presentar luego de un implante son las siguientes:

  • La placa bacteriana que también que se acumula alrededor del implante puede provocar inflamación y sangrado de la encía.
  • La inflamación continuada puede dar paso a la mucositis. Si esta dolencia no se trata por un especialista, la placa acumulada puede inducir al desgaste del hueso que rodea al implante o lo que se conoce como periimplantitis.
  • La periimplantitis no tratada puede hacer que se afloje el implante y este se caiga. Esta enfermedad es el resultado de una higiene incorrecta y de la falta de cuidado de los implantes. Los síntomas de la periimplantitis son: dolor en la zona, inflamación, molestias al comer y sangrado.
  • El trauma oclusal o bruxismo: La fuerza excesiva al momento de masticar o dormir puede fracturar el implante o aflojar el tornillo, provocando problemas para que este se mantenga en su lugar.

Consejos para cuidar los implantes dentales

Para no tener ningún problema con tus implantes dentales te recomendamos seguir al pie de la letra las recomendaciones de los especialistas, entre las que se pueden mencionar:

  • Cepillarse 3 veces al día siguiendo la técnica apropiada y utilizando el cepillo indicado por el especialista.
  • Limpiar adecuadamente los espacios interdentales que rodean la prótesis, con hilo dental o cepillos interdentales.
  • Utilizar una vez al día un enjuague bucal que contenga clorhexidina o triclosán.
  • Evitar el consumo de tabaco, ya que diversos estudios científicos aseguran que esta sustancia eleva la posibilidad de perder hueso alrededor de los implantes.
  • Si padeces de bruxismo, debes usar durante la noche una férula que disminuya o controle la presión que se ejerce en la mordida.
  • Debes visitar cada 6 meses al odontólogo especialista en implantes para que revise el estado de la prótesis, para que la limpie y desinfecte. Según las condiciones del implante, el implantólogo realizará radiografías para asegurarse de que no hay pérdida de hueso alrededor.

En otras palabras, no deberías tener problemas con tu implante si llevas a cabo con meticulosidad tu rutina de limpieza bucal y visitas con regularidad al odontólogo. Así podrás disfrutar de una dentadura bonita y saludable durante mucho tiempo.

Consulta con nosotros en nuestras clínicas dentales para más información sobre este tema.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *