El tratamiento de endodoncia consiste en la limpieza de los conductos radiculares del diente y en la extracción de la pulpa que esté en mal estado para devolver la funcionalidad a la pieza dental. El procedimiento es totalmente indoloro, ya que se utiliza anestesia local para proceder a la limpieza de los conductos, sin embargo, una vez sellados, el paciente puede notar algún tipo de molestia, aunque ésta será siempre a nivel local, nunca general.

En nuestra clínica dental, cuando llevamos a cabo una endodoncia en Nuevos Ministerios, siempre advertimos a nuestros pacientes que pueden sentir molestias en los días posteriores. Al fin y al cabo se trata de un postoperatorio y es normal algún tipo de dolor hasta que la herida cicatriza. Normalmente estas molestias suelen remitir en varias horas, uno o dos días, según cada caso.

Hay que tener en cuenta que en endodoncias normales, la herida es pequeña y hay muchos pacientes que no tienen ninguna molestia, o es tan mínima que no le dan la mayor importancia en comparación con el dolor que sentían antes de realizar la endodoncia. En general, más del 90% de las endodoncias que llevamos a cabo en nuestra clínica no suponen dolor o molestias para el paciente en los días posteriores.

Las molestias de cada paciente dependerá del umbral del dolor de esa persona. De todas formas, el odontólogo puede recetar un analgésico al paciente en los dos días posteriores a la intervención para aminorar cualquier dolor que pueda producirse.

Molestias más frecuentes que se producen después de una endodoncia

Estas son las principales molestias que puede sentir un paciente después de someterse a un tratamiento de endodoncia:

  • Dolor o molestia al masticar un alimento
  • Sensación de que la muela ha crecido
  • Molestia al tocar el diente después de la endodoncia
  • Molestias al cepillar los dientes por la zona afectada

Normalmente, las molestias irán remitiendo según avancen los días. Como mucho siete días en los casos más normales y quizá dos semanas en los casos más severos, pero finalmente el dolor remitirá y el paciente se olvidará que se hizo un tratamiento de endodoncia. Obviamente, el postoperatorio de un paciente que ya viene con mucho dolor y con una infección en la muela será más largo que el de un paciente que tiene una caries menos avanzada y no tiene dolor.

¿Cuáles son las causas de las molestias después de una endodoncia?

El dolor causado por una endodoncia va a depender de muchas causas. La más importante es el estado de la pieza que se va a endodonciar y la irritación que sufre el diente durante el tratamiento. Por otro lado, la pericia y profesionalidad del odontólogo también juega un papel importante, ya que debe ser capaz de utilizar unos procedimientos mínimamente invasivos para el paciente, además de conseguir un sellado perfecto de los conductos radiculares para evitar la entrada de bacterias en la muela. Nuestro consejo siempre es el de acudir a una clínica de confianza que disponga de profesionales con una experiencia y cualificación contrastada.

¿Puede doler un diente endodonciado un año después?

La endodoncia que duele después de un año o varios no se debe a problemas relacionados con la endodoncia realizada, sino a posibles infecciones, fisuras o fracturas. El profesional llevará a cabo una radiografía para saber qué es lo que está ocurriendo realmente con ese diente y aplicar el tratamiento para solucionar el problema.

Recuerda que en nuestra clínica dental Nuevos Ministerios disponemos de los mejores profesionales y los medios técnicos más avanzados para resolver cualquier problema bucodental. Contacta con nosotros. Te esperamos.

Pídenos una Cita